martes, 25 de septiembre de 2012

El Sol y La Luna - Leyenda Guaraní


Cuando Tupá hizo la primera pareja, la dejó sobre la Tierra, donde preparó el hombre la tierra y la mujer sembró maíz con el que habían de comer. Un día el hombre se alejó y la mujer, inspirada por el hijo que llevaba en su vientre, lo siguió a través de la selva, donde un yaguareté hambriento la mató, pero de su vientre alcanzaron a nacer dos mellizos llamados Erekeí y Erevuí. Criáronse entre las fieras hasta que ya hombres, se les apareció un día Añá, el diablo, quien los llevó a su choza donde vivía una hermosa joven hija de Añá. Los tres huyeron dejando al diablo con sus maquinaciones. Tupá les llamaba con voz más fuerte. Cuando le encontraron, representado por un anciano bondadoso, les preguntó cuáles eran sus deseos. -Yo -dijo Erekeí- quiero la luz.Tú serás el Sol, le respondió el Dios. - Yo -agregó Erevú- amo la luz en las sombras.Tú -replicó de nuevo Tupá- serás la Luna. Y así fueron creados estos dos astros, a los que los guaraníes -especialmente al Sol- saludan solemnemente desde el comienzo de los siglos. Para los guaraní los principales cuerpos celestes que se observan a simple vista nacieron de una forma muy particular, así por ejemplo Kuarahy (el Sol) es producto de la unión entre Ñamandu (dios, nuestro padre) y Ñande Sy (nuestra madre), quien muere durante el parto de Kuarahy. Bajo el influjo energético de Kuarahy sobre los huesos de su madre, nace Jasy (la Luna), por eso es que a medida que se acerca la fecha de la muerte de Ñande Sy, Jasy va perdiendo fuerza (Luna en menguante) hasta desaparecer y volver a aparecer en el resplandor solar (Luna nueva) rememorando así su nacimiento. Marisa

sábado, 15 de septiembre de 2012

Flores de zapallo


Flores de zapallo Ingredientes: 12 Flores de zapallo. 2 huevos 6 cucharadas de leche Perejil, o condimento a gusto. Sal a gusto. 1/2 taza de harina leudante. Preparado: Batir los huevos, agregar la leche y el condimento, completar con Harina hasta formar una pasta como para bocadillos. Cortar la colita De las flores, lavar y secar. Calentar el aceite, pasar las flores Por la pasta y freír vuelta y vuelta. En definitiva sólo debemos consumir las flores bien identificadas y de procedencia segura. Antes de usarlas se deben lavar muy bien con agua fresca y con cuidado para evitar estropear sus pétalos.

viernes, 7 de septiembre de 2012

Torrejas de zapallo


Torrejas de zapallo Costo Real: $5 Ingredientes 1/2 kg de zapallo cortado en cubos y hervido; 1 huevo; 2 cucharadas de harina; 1 cucharadas de queso rallado; sal y pimienta. Preparación 1. Pise el zapallo hasta hacer un puré bien seco. 2. Bata el huevo añada la harina, queso rallado, sal y pimienta. 3. Eche esta preparación al puré. Mezcle bien y fría, por cucharadas, en aceite caliente. Escurra sobre papel absorbente y sirva. Nota de la cocinera: Para que les quede 1/2 kilo de puré de zapallo, hay que usar un zapallo (anco) grande, porque una vez pelado y hervido se reduce bastante. Zapallo Americano es un producto nuestro y muy económico.

sábado, 1 de septiembre de 2012

Caranchillo Rupornis magnirostris


37-40 cm. Cabeza, dorso y alas, pardo oscuro. Partes ventrales, crema con tenue pero profuso barrado pardo acanelado. Cola pardo rojiza, con bandas pardas oscuras. Pico negro, cera y patas, amarillo. Habita diversos ambientes, en tanto disponga de zonas arbóreas, desde bosques hasta praderas arboladas, parques y jardines rurales y urbanos. Está presente en todo el país. Ha ocupado con éxito la forestación industrial de pinos y eucaliptos, prefiriendo las filas marginales. Es muy frecuente verle sobre postes de líneas de tendido eléctrico o telefónico, a la vera de caminos y carreteras, aprovechando la oferta de caza en las fajas empastadas. Se alimenta de modo oportunista, de reptiles (culebras, lagartijas, anfibios, pájaros, huevos, pequeños mamíferos (ratones, apereás, tucu-tucos) y diversos artrópodos. Anida alto en los árboles. El nido es una plataforma honda y desprolija, de ramas secas y hojas en su interior. Su voz de marcación y alarma, que emite tanto en vuelo como posado, es un grito áspero, intenso y penetrante, entrecortado, de 0,65-0,94s, en una banda de tono entre 1,9 y 3,9 kHz, bastante similar al del “chima-chima” Milvago chimachima. Está compuesto de dos notas largas, yuxtapuestas en un tramo de 0,08-0,11s. La primera, de un largo de 0,32-0,36s, si bien continúa algo más como subtipo, tiene un primer tramo de 0,05s entrecortado (como cortas notas que escapan ásperamente de la garganta), de tono ascendente, que sigue con una meseta en los 3,4 kHz y cae en su mitad final hasta 1,9 kHz. Al punto de iniciar esta caída de tono en la primera nota irrumpe ya la segunda, más larga (0,43-0,51s) y alta, con un pico inicial en 3,9 kHz y un desarrollo descendente paralelo en el tramo yuxtapuesto, que se estabiliza algo en su mitad final, en la banda de tono aproximada a la meseta de la primera nota, terminando muy entrecortada y extinguiéndose en intensidad. De este modo, la vocalización completa parece una nota larga, primero ascendente y con un pico de tono, luego plana, con un nuevo pico a la mitad y un final levemente descendente y como apagándose: “yií-eéeh-eággh”. Emite una vocalización en vuelo, planeando alto, en círculos, que es una serie de gritos cortos, en salvas de 12-14 gritos en 2,5s, que parecen derivar del grito principal, que se va acortando y atenuando paulatinamente, hasta generar los trenes de notas. Característicamente en esta serie, las salvas muestran, cada 3 o 4 notas de base (1,8-2,7 kHz), una o dos notas más altas (3,3 kHz), seguidas de dos también altas pero claramente más acentuadas, que marcan el compás de la vocalización: "wee wee whe whe wé éé whe whe wee ee éé e…wé éé éé whe whe wé éé éé..we ee ee éé éé”